Historia de la cerveza

Historia de la Cerveza

Pensar en verano es pensar en cerveza

Aunque a muchas personas les gusta el vino, cuando llega el verano no hay quien se resista a una cervecita bien fría.

El origen de la cerveza

No sabemos exactamente cual es el origen de la cerveza, aunque se cree que fueron los sumerios quienes por casualidad dejaron germinar unos granos de cebada y luego lo mezclaron con levadoras salvajes y agua, lo que dio origen a una incipiente cerveza.

Vaso de Cerveza fria

Los primeros datos que se conocen son en la baja Mesopotamia (lo que hoy corresponde a Irak) por el año 4000 antes de Cristo. Desde luego con el Imperio Babilónico, la elaboración de la cerveza se fue ampliando y extendiendo, de hecho se sabe que los babilónicos elaboraban diferentes tipos de cerveza.

 

También los egipcios elaboraban un licor a base de cebada y en ocasiones aromatizada con miel,  dátiles , canela, etc.. A los trabajadores de las pirámides se les pagaba parte de sus salarios en cerveza, entre cuatro y seis litros de cerveza al día. ¡Te imaginas!

Aunque el consumo de cerveza y su elaboración se fue extendiendo, en Europa fueron los galos y germanos los que realmente la popularizaron, empezando a elaborar la cerveza con malta de cebada  y avena.

Durante la Edad Media las Abadías de Centro Europa fueron las guardianas de la cerveza, mejorando la calidad de las recetas, guardando celosamente sus recetas y mejorando el aspecto, aroma y sabor de la cerveza.

La cerveza se ha convertido en la bebida más popular del siglo XXI

Diversos tipos de cerveza

Hoy en día cada país y zona tiene su propia tradición cervecera y tipo de elaboración: Lager, Pilser, Ale, Negra, Belga, Alemana son algunos tipos de cerveza, y en cada sitio se sirve de una forma diferente.

Es tan popular que hasta existen cervezas infantiles y hasta para mascotas, por supuesto sin alcohol y con el sabor que más les gusta a cada uno de ellos.

¿Cerveza para perros?

La cerveza para perros, está hecha de infusión de hiervas sin alcohol ni burbujas y especialmente formulada por veterinarios para aportarles una hidratación extra y un suculento sabor a….. POLLO. ¡Por supuesto! Aunque no puede faltarle la malta y el lúpulo, que ayuda a mejorar la piel y el pelo de tu perro.

Cerveza para perrosAsí que ya sabes, si este verano quieres irte de cañas, no te olvides una cervecita para tu perro, además de que le gustará para acompañar su comida, es una manera muy original de aportarle una hidratación adicional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba